logo
facebookyoutube consulta
  • Pedagogía

    PERFIL DEL ESTUDIANTE:

    • A nivel personal:  El alumno del colegio Giordano Bruno ha logrado a través del tiempo:
      • Desarrollar una personalidad definida que le permite elegir lo bueno y enfrentar los desafíos de la vida.
    • A nivel social:
      • Ser tolerante y fraterno, capaz de generar vínculos sólidos con quienes le rodean y aportar con ello un cambio en la sociedad.
    • A nivel de proyección a futuro:
      • Inspirarse en ideales elevados para entender el sentido de su vida.


    EL TRABAJO CONTEMPLA:

    • El alumno como eje de la educación: El objetivo principal es el despertar del alma, el desarrollo del carácter y la transformación positiva del ser humano.
    • Ideales elevados. Nuestros alumnos se inspiran en ideales de vida para entender la dirección y finalidad de su existencia.

    • Cofradías de fraternidad y concordia. Sigfrido, Roldán, Quijote y El Cid son cuatro cofradías de fraternidad formadas por alumnos de Inicial, Primaria y Secundaria, que inspiradas en héroes, mitos y valores, realizan actividades que les permite una mística de vida, trabajo en equipo, sentido de unidad para alcanzar retos y desafíos en el año.

    • Formación filosófica: Es esencial desarrollar en nuestros niños y jóvenes la capacidad de reflexión sobre uno mismo, sobre los acontecimientos de la historia, sobre la vida y la muerte, sobre el destino y su proyección a futuro.
    • Cultura y socialización. Es importante el nivel cultural que puedan desarrollar nuestros alumnos para lograr un gran desempeño en cualquier círculo social y cultural donde se desenvuelvan.

    • Talleres: El arte es un aspecto esencial en la formación de nuestros niños y jóvenes porque permite desarrollar una especial sensibilidad hacia la belleza y el rechazo a lo vulgar. Teatro, danzas, música, artes plásticas, son talleres permanentes en el año escolar.

    • Proyectos educativos.

      • Ecología Humana

      • Boletín informativo

      • Orden y disciplina

      • Fraternidad y concordia.

    Cada una de las cofradías, asumen un proyecto al año que permita desarrollar un trabajo consciente de pureza interior, comunicaciones, actividades que favorezcan orden y disciplina en el colegio y fortalezcan vínculos de fraternidad y concordia.

    • Trabajo conjunto con padres de familia. El avance de un niño requiere de la unión de voluntades colegio-padres-alumno en un seguimiento personalizado de casos especiales.

    • Entrevistas personales. Seguimiento constante del avance individual de cada alumno para asumir responsabilidades y desafíos según sus características innatas.

Pedagogía